EL ROJO Y BELLO JITOMATE, MUY SALUDABLE

EL ROJO Y BELLO JITOMATE, MUY SALUDABLE

Apuntes de Vida…Idea Segura

El jitomate, hortaliza presente en muchos platillos mexicanos, es reconocido por su color rojo, versatilidad en la cocina y su delicioso sabor que encanta a chicos y a grandes.

El jitomate, o tomate como también se le conoce, es reconocido mundialmente por ser altamente nutritivo y tener un sinfín de beneficios para el bienestar y la salud, nos cuentan expertos de la casa Herdez.



Este fruto fundamental en la dieta de muchos mexicanos no sólo es recomendado por especialistas de la salud, sino que también se utiliza en cuestiones de belleza y terapéuticas.

Un estudio de la Universidad de Carolina del Norte, Estados Unidos, descubrió que comerlo en crudo ayuda a reducir el colesterol y el dolor artrítico, es fuente rica de potasio, fósforo y magnesio (minerales necesarios para la actividad normal de nervios, cerebro y músculos), además de reducir notablemente el riesgo de infarto entre otras muchas cualidades.

Pero por irónico que parezca, el cuerpo humano es capaz de aprovechar de una mejor manera las propiedades del jitomate cuando éste se encuentra en puré o en salsas. Los nutrientes se absorben mejor si el tomate se cocina y se acompaña con un buen aceite vegetal.

Esto se debe a que el licopeno en crudo, poderoso antioxidante que proporciona el color rojo característico del tomate, es poco asimilable por el organismo. Éste, a diferencia de otros compuestos vegetales, se libera sobre todo al cocinarse, facilitando así que el cuerpo la absorba.

El licopeno, el compuesto más significativo de esta hortaliza, ha sido objeto de numerosos estudios por parte de la comunidad científica, como la Facultad de Medicina de la Universidad de Harvard, el Instituto de Ciencias Médicas de Nueva Delhi y el Instituto Nacional de Cáncer de Estados Unidos, quienes le han atribuido propiedades anti cancerígenas. Científicos de la Universidad de Kyoto Japón aseguran que el licopeno que contienen los jitomates puede prevenir la aparición de enfermedades cardiovasculares, el cual es más patente en las mujeres.

“El licopeno del tomate ayuda a reducir el colesterol y disminuir el factor de riesgo en enfermedades cardiovasculares”, asegura la profesora Titular de Nutrición y Bromatología de la Facultad de Farmacia de la Universidad Complutense de Madrid, Montaña Cámara Hurtado.